- Aviso Publicitario -

Después de más de una década fabricando coches y camionetas deportivas, Tesla Inc. quiere electrificar otra clase de vehículo: grandes camiones. La compañía presentó el jueves por la noche su nuevo camión tractor eléctrico cerca de su centro de diseño en Hawthorne, California.

El vehículo puede viajar 800 kilómetros con una carga eléctrica y costará menos que un diésel de las mismas dimensiones, teniendo en cuenta el ahorro de combustible, el bajo mantenimiento y otros factores, indicó el director general de la empresa, Elon Musk. Los clientes pueden reservar ya el vehículo con un depósito de 5.000 dólares y la producción comenzará en 2019, señaló.

“Estamos seguros de que este es un producto que es mejor en todos los aspectos desde el punto de vista de sus funcionalidades”, dijo Musk ante un público de seguidores de la firma reunidos para la presentación.

El lanzamiento encaja con el objetivo declarado de Musk de que la empresa acelere el cambio a un transporte más sostenible. Los camiones producen casi un cuarto de las emisiones de gases de efecto invernadero relacionadas con el transporte en Estados Unidos, según estadísticas del gobierno.

La empresa tiene previsto crear una red mundial de “megacargadores” que funcionen con energía solar, y que podrían recargar los camiones a una autonomía de 640 kilómetros (400 millas) en apenas 30 minutos.

Con su nuevo camión, Tesla asegura que los compradores ahorrarán unos 200 mil dólares en combustible. Además, el vehículo promete eficiencia y rapidez, al poder acelerar de 0 a 96 kilómetros por hora en 20 segundos, con una velocidad máxima de 104 kilómetros por hora

La ambición de Musk es transformar la columna vertebral del transporte comercial en carreteras, los vehículos de Clase 8, aquellos que superan las 33.000 libras (casi 15.000 kilos).

Dado que los grandes camiones tradicionales tienen una autonomía casi cuatro veces mayor que el Semi (los diesel llegan a 1.000 millas, o 1.600 kilómetros, con una carga), muchos analistas especularon que el prototipo tal vez resulte “un entretenimiento caro” para Tesla, que se encuentra en “un infierno de fabricación”, según la propia empresa, para producir a gran escala el Model 3.

Musk, sin atenderlos, expresó que la producción del Semi podría comenzar en dos años.

El Semi también tuvo elogios: “Para una empresa que se dedica a marcar una diferencia, es un buen objetivo”, evaluó la revista de tecnología Wired. “Los vehículos de carga pesada constituyen el 7% de los que circulan por las carreteras de los Estados Unidos, y sin embargo son responsables del 20% de las emisiones de gases del efecto invernadero que causa el transporte”.

El agregado de la tecnología de vehículos sin conductor es de gran importancia, por otro lado: varias empresas de Silicon Valley evalúan que los camiones de transporte son el primer mercado al que puede apuntar, dadas las velocidades relativamente constantes y los escasos cruces de caminos que se dan en las rutas.

¿Te gustó el contenido? Compartilo en las redes
- Aviso Publicitario -
Ahora Pipuu.com es un portal horizontal de comunicación independiente y de pensamiento libre, generamos contenido propio y contenido colaborativo, donde diferentes referentes hablan acerca de lo que saben, lo que les gusta y opinan sobre otros temas.

Dejá tu comentario