- Aviso Publicitario -
Soy Achu Giglione, Agente de imagen y etiqueta. Comparto mis conocimientos de etiquetas, modales, imagen y autoestima.
Con mas de 40 años y una decena de kilos de mas, cursos culminados y los que vendrán, busco encontrar el equilibrio entre los Si y los NO y los: Porque No?
Me interesa guiar o sugerir a las personas sobre temas referente a su imagen.
Yo no impongo nada como lo hace la moda, pero si incentivo a la autenticidad que nos hace diferente del resto.  Me gusta hablar de mujeres reales, con cuerpos reales y problemas reales, dejemos lo superficial de lado.
Con un poco de experiencia escribiendo en revistas y en las redes, mis lectoras tienen criterio y decisión propias, no se dejan llevar, no caen a comprar cualquier cosa que “la moda le dicta”, les gusta aprender, adoptar lo que les quede bien y  sume al propósito de verse cómoda. 

La actitud y estar cómoda con nuestro cuerpo

Hay un frase que dice: ¡Señor si no puedes hacer que yo adelgace, haz que mis amigas engorden!

Otra : El sueño de toda mujer ya no es encontrar al príncipe azul. Es comer sin engordar…

Cómico y real. Así somos, ese es nuestro desafío diario.

Algunas con más kilitos que de más, y otras que como yo digo, son gordas de mente.

A mi edad después de 30 años de deportes, ejercicios y alimentación muy saludable, me di cuenta que a veces es mejor disfrutar de una buena cena sin remordimientos.

Ya cumplí con la reproducción humana y ya no me elegirán Miss. No tengo porque ser flaca. Además mi cuerpo es macizo y curvilíneo. Evidente que tomaría esta forma.

Pero saben que…  aprendí a resaltar lo que me gusta y a disimular zonas no tan agradables.

Aprendí que una mujer independiente de su cuerpo puede ser más “Gostosa” o sexy con solo algunos tips y secretos. Como saber caminar, moverse y mismo hasta el tono de voz.

Conocí mujeres hermosas y flaquísimas al borde de la palidez enfermiza y frías. No encontré en ellas la belleza.

Dejemos de quejarnos por celulitis, la flacidez o de esto rollitos de acá. Hay gente con cáncer, o personas el sillas de ruedas sin movilidad propia y nosotras frívolas, molestas con la vida, que me llenó de lo que no quería!

Somos un manojo de malagradecidas y malcriadas. Que al ver una publicidad de aparatos para achicar adelgazar, liposuccionar, reducir, tajear, cortar o lo sea, corremos con los ojos cerrados rumbo a lo “ideal”.

Y, como la mayoría de comentarios masculinos coincido que una mujer carnosa tiene más posibilidades de atraer miradas ya que desarrolla otros encantos, que la que se sabe linda, pues solo es eso: “linda”

Así que amigas. Cuidémonos pero también conozcamos como vestir según nuestro cuerpo, desarrollemos nuestros encantos.

Riámonos de la vida y con la vida.  Demos gracias a nuestro creador por el cuerpo que nos dio.  “Trátate bien y así te tratarán”.  “Si vos no te valoras, nadie lo hará”.

¿Te gustó el contenido? Compartilo en las redes
- Aviso Publicitario -

Dejá tu comentario